Garikoitz

Garikoitz

Este es el ultimo adiós que queremos darte a ti pequeño. Sabemos que colmaste de alegría y felicidad el corazón de tu dueña Toñi la cual llora tu ausencia y tu perdida. Nada podrá suplirte en su corazón, nadie llenara ese vacio que dejas en tu marcha pero queremos que sepas haya donde estés Garikoitz que siempre, siempre, siempre estarás presente en su vida. Un beso enorme para ti y Toñi, la cual gracias a su labor en la protectora ayuda a que gatillos como tu tengan la oportunidad de ser tan felices como lo has sido tu con ella estos años.

¡¡ANIMO TOÑI!!